domingo, 28 de noviembre de 2010

Menú para solteros en 140 caracteres

Todo comenzó con un tweet de Juan Carlos Bruzual (alias @PANA_dero en el twitter) quien decide compartir con sus seguidores una receta que acaba de preparar en pocos minutos para su hijo.
Teclea: Pasta+ajo+aceite d oliva+peperoncini+pimienta, saltear+alcaparritas, apagar+reggiano, servir+aceite d oliva+reggiano.
Juan Carlos Bruzual, es ampliamente conocido por ser el director del Instituto Europeo del Pan, escuela de panadería ubicada en Chacao de la que se gradúan cada año decenas de entusiastas panaderos.
Curiosamente, su primera receta en formato breve no es un sandwich sino una gustosa pasta que asegura hizo con mucho amor para su hijo.
Esas dos líneas inmediatamente tuvieron respuesta entre sus seguidores y en particular el chef Pocho Garcés (alias @pochogarces) no tardó en contestarle con una receta propia que además venía acompañada de la etiqueta #comidadesoltero.
Pocho Garcés es el chef de la posada Valetico y el restaurante Claraboya en Barqusimeto y es también reconocido en la llamada “twittósfera venezolana” por haber ideado las @recetasen140 (un videocast inspirado en la brevedad del twitter en los que prepara recetas muy simples en episodios auidovisuales de menos de 2 minutos).
La etiqueta #comidadesoltero acompañó unas cuentas recetas y chistes acerca de la comida en solitario y terminó convirtiéndose en un perfil de twitter con vida propia que en 2 meses ya tiene más de 4 mil seguidores.
@comidadesoltero se convirtió en un fenómeno para estos dos cocineros que vieron en este boom una necesidad y una posibilidad para compartir con quien les siga, sin importar su estado civil, recetas simples, técnicas simples y consejos breves para el estilo de vida apresurado de nuestros días.
“Es un estilo de vida, más que un estado sentimental, comer rápido, comer cosas sabrosas y con la intención de agradar…cuando uno está solo también quiere que sus amigos la pasen bien en casa y si hay alguien que te gusta pues mejor…” explica Pocho Garcés al finalizar el primer taller de cocina convocado desde @comidadesoltero.
El taller se dicta en esta ocasión en la cocina del ICC (Instituto Culinario de Caracas en Chuao) y reúne unas 35 personas de los que la mayoría no está exactamente “soltero”.
“Es un taller al que creo viene la gente por agradarse a sí mismo… Las técnicas que se enseñan son sencillas, los ingredientes son sencillos, es una comida sencilla rica fácil y rápida …Básicamente la idea es pasar 5 o 6 horas con gente chévere, que está en una dinámica distinta, que quiere pasarla bien, compartir y aprender de cómo solucionar sus problemas de alimentación de manera rápida y sana”, resume Juan Carlos Bruzual entusiasmado con el resultado de esa primera experiencia.
La cantidad de seguidores no es lo único que se ha disparado en dos meses. Desde que surgió la idea Juan Carlos Bruzual y Pocho Garcés han estado viajando por Venezuela ofreciendo sus talleres de cocina para solteros.
La apretada agenda de estos meses ha incluído Festivales y Expos de gastronomía en Valencia, Mérida, Cumaná, Caracas y próximamente (el 26, 27 y 28 de noviembre) en Margarita.

Comiendo a solas
El profesor Alberto Soria, reconocido gastrónomo, llama “cocina del hambre” a esa alimentación que se sostiene de tres pilares fundamentales: el abrelatas, el microondas y los congelados.
Según Soria, solteros, seducidos y abandonados son víctimas de ese “modus vivendi” que es justamente lo que @comidadesoltero quiere combatir.
“No se trata únicamente de agradar a los demás, lo fundamental es cocinar con intención, así sea un sandwich pero hecho con cariño, con cuidado, con productos frescos… “ explica Juan carlos Bruzual apenas comienza el taller en el ICC.
En este taller no hay enlatados ni microondas por el contrario se subraya la importancia de tener un buen aceite de oliva en casa, unas pimientas, un buen parmesano reggiano.
Todas las recetas apelan a la simplicidad, la frescura y a las ganas de comer rico y sano en pocos minutos.
Vegetales que se oxidan, paquetes de granos que se mueren de mengua en la alacena, neveras vacías sin nada más que agua y de repente una solitaria gaseosa puede ser muy poco estimulante a la hora de alimentarse decentemente y mucho peor si se quiere cocinar para enamorar.
Empiece por hacer una buena compra, llénese de entusiasmo y copie las ideas que están a un twitter de distancia, no es necesaria mucha experticia tecnológica sólo curiosidad y conexión a Internet,
Al crear un usuario en twitter se puede utilizar una frase para describir al que escribe. La frase que acompaña el perfil de @comidadesoltero es “cocinen para enamorar, sonrían y piquen el ojo, funciona.”
Quien quita…



RECETAS PARA ENAMORAR


Sopa de tomate
De Pocho Garcés

Saltear cebolla+ajo+tomates pelados. Licuar bien+2cucharadas de queso crema, sal, pimienta. Servir con hojas de albahaca y voilà!

Preparación para 2 personas:

Ingredientes:

6cucharadas de aceite de oliva
1 ½ cebollas trozadas
4 dientes de ajo cortado en mitades
6 tomates pelados (de lata) cortados en trozos
4 cucharadas colmadas de queso crema
2 hojas de albahaca enteras
Sal y pimienta al gusto

Preparación:
En una sarten muy caliente colocar el aceite, agregar la cebolla, luego el ajo, sal y pimienta e inmediatamente incorporar el tomate y dejar cocinar por 4 minutos. Llevar a una licuadora y procesar finamente. Incorporar, en el licuado, el queso crema, rectificar sal y pimienta. Servir con hoja de albahaca.

TIPS
Mientras más tarde coloquemos el ajo (en salteados) más sabor de ajo daremos a la preparación,

El queso crema debe estar frío, eso aportará sedosidad a la sopa.

----------------------------------------------------------------------------------

Ensalada caraotas blancas
De Juan Carlos Bruzual

Caraotas blancas+hinojo+cebolla moradas+pimentón rojo+cilantro+hierbabuena+dátiles+merey+ralladura de limón+oliva+vinagre+miel+S&P

Preparación para 2 personas.

Ingredientes:
200 gr de caraotas blancas cocidas y blandas
½ hinojo cortado en cuadritos pequeños
½ cebolla morada cortada en cubiros
¼ pimentón rojo pequeño en cubos pequeños
Cilantro al gustoi
Yerbabuena al gusto
5 dátiles sin semilla cortados en rueditas
10 merey trozados
ralladura de 1 limón
6 cucharadas de aceite de oliva
3 cucharadas de vinagre
1 cucharadas de miel
sal y pimienta al gusto

Preparación:
En un bowl mezclar los ingredientes. Rectificar sal y pimienta, servir.


En la lista de compra:

En la nevera no debe faltar:
Canes frías
Quesos (un buen queso parmesano es fundamental)
Queso crema
Limón
Cebollas
Ajo
Vegetales frescos
Hierbas frescas (Si puede mantener viva las maticas, siémbrelas en casa: albahaca, menta y hierbabuena son las recomendadas)
Helado

En la alacena:
Tomate enlatado
Pasta de tomate
Pimientas
Miel
Aceite de oliva
Sales (sal de mar, sal gruesa, sal de limón,)
Especias (curry, masala)
Frutos secos
Alcaparras bebe
Chocolate
Pan (se puede congelar)
Pastas

En el bar:
Vinos
Licores dulces

Esta es la versión completa de mi artículo publicado en la revista E Sabor de El Universal.

lunes, 1 de noviembre de 2010

El SIG: oro o espejitos

El Salón Internacional de Gastronomía de Caracas clausuró ayer su edición 2010, celebrada en esta ocasión en la terraza del recién estrenado Centro Comercial Líder.
Yo, lamentablemente pude asistir a sólo una de las jornadas, la del sábado y recorrer la expo, entrar a algunas catas y escuchar a uno de los invitados internacionales invitados: el chef peruano, Christian Bravo.
Estuve aproximadamente 5 o 6 horas en el lugar y a diferencia de otros años en lo que prácticamente acampaba en el CIEC de la Universidad Metropolitana mi experiencia en esta ocasión fue corta pero intensa,
Mis impresiones las resumiré en una sola palabra: decepcionante.
Para mi y estoy segura de que para todos los que en este país reconocen esta cita como la gran fiesta de la gastronomía, esta fue algo así como una verbena… a ratos divertida, a ratos deprimente y con la música con demasiado volumen.
Son muchos factores los que confluyen aquí para explicar o para tratar de entender qué fue lo que pasó: El SIG de este año fue una clara muestra de cómo está el país en su totalidad.
Una empresa privada ahogada que intenta sobrevivir sin sacrificar sus márgenes de ganancias, un Estado que no apoya la iniciativa porque no es “socialista” (a pesar de que la difusión de la cultura gastronómica debería ser política de estado), un ciudadano común que “paga” las consecuencias porque ninguno de los dos anteriores quiere perder.
Yo, honestamente no quisiera tener que criticar el SIG en esta mi humilde palestra, pero a pesar de que disfruto los privilegios de una credencial de prensa, debo ponerme en los zapatos de los que pagaron 200 bolívares para entrar a un evento en decadencia que no ofreció ni la variedad, ni los niveles de producción y logística, ni la calidad de otros años.
Yo no quiero que los organizadores del SIG bajen los brazos y se dejen llevar por la corriente destructora que ha acabado con grandes fiestas de la cultura como era el Festival Internacional de Teatro (por poner  tan sólo un ejemplo), pero si quisiera respeto para todos los involucrados.
No podemos tener un evento a la altura de la Venezuela sibarita y boyante de otras épocas, no podemos. Pero si podríamos tener un evento que se apoye en la creatividad y la fortaleza de un grupo como el “Venezuela Gastronómica” y en los cientos de microempresarios que hay por todo el país impulsando sus creaciones gastronómicas. 
Claro, no hay lingotes de oro al final del camino, pero tampoco se trataría de vender espejitos o espejismos que es aún peor.

miércoles, 13 de octubre de 2010

Boutiques de chocolate, cacao venezolano

En menos de una semana, he tenido la suerte de dar con dos noticias que hablan de boutiques dedicadas a la producción de chocolate artesanal como artículos de lujo en dos ciudades muy distantes una de la otra: Buenos Aires, Argentina y Minneapolis, Estados Unidos.
¿Qué tienen en común? Cacao venezolano como parte de la exclusiva receta.
Rogue Chocolatier en Minneapolis es una fábrica de chocolate artesanal que trabaja desde la semilla hasta el empaque. El chocolatero es Colin Gasko, quien con apenas 24 años hace todo el trabajo desde la limpieza y el tostado del grano de cacao hasta el moldeado y empaquetado del chocolate.
Dura tres días para producir sus super exclusivas barras de chocolate que además son hechas con cacao puro de orígen: Hispaniola (de República Dominicana), Piura (de Perú), Sambirano (de Madagascar) y Río Caribe (de nuestras costas en la península de Paria).
En su sitio web Rogue Chocolatier se enorgullece de ser, una de las dos fábricas en el mundo que actualmente tienen la suerte de trabajar con cacao Río Caribe. 

Aquí el mismo cuenta lo complicado que ha sido que ese cacao llegue hasta allá ... pero el asunto es que llegó y justo para el día de los enamorados.
Barras de cacao Río Caribe 70% seguro alegraron algunos corazones en Minneapolis.





 



La fábrica en Argentina se llama Compañía de chocolates.
Compañía de Chocolates es una empresa que también fabrica chocolate artesanal con un chef chocolatero a la cabeza:  Daniel Uria.
Con tiendas en varios puntos de Buenos Aires no es taaan artesanal como el de Minneapolis pero producen igual bombones, barras y trufas con cacao venezolano. 


El pasado mes de septiembre presentaron una edición limitada de barras de chocolate Gran cru Sur del Lago, 70% de cacao puro proveniente de una hacienda en el sur del lago de Maracaibo. En el sitio web advierten que eran unos cuantos kilos de cacao por lo que presumimos ya se deben haber agotado. 

Que en ambos casos destaquen que el cacao venezolano que consiguen es escaso, difícil y exquisito -como si se tratara de diamantes- me hace pensar: este es nuestro verdadero oro negro, una lástima que sea una exquisitez difícil de probar hasta para los venezolanos.


 Aqui les dejo otra nota sobre chocolateros usando Cacao Porcelana

Gracias a http://exploradorgastronomico.blogspot.com/ de donde tomé la info de Compañía de chocolates y las fotos de Rogue Chocolatier son tomadas del sitio http://www.coolhunting.com

jueves, 7 de octubre de 2010

Mi blog en Climax

En la revista Climax de este mes, la periodista Patricia Sulbarán hizo una reseña muy chévere de mi blog. Aqui se las dejo...

lunes, 27 de septiembre de 2010

Él sabe cómo se bate el chocolate...

Ayer salió publicada en la revista Estampas (estampas.com) una entrevista que tuve la oportunidad de hacerle al chef José Ramón Castillo (chocolatero de elgourmet.com) cuando estuve en Medellín.
Para los que no compraron El Universal o no están en Venezuela les dejo el texto completo con algunas fotos que no están en la revista ;) 

El otro sabor del chocolate

ESPECIAL- MEDELLÍN, COLOMBIA

Perfeccionista. Es el primer adjetivo que se me ocurre para describir a José Ramón Castillo, el reconocido chef chocolatero de elgourmet.com.

Con su impecable filipina blanca comienza la demostración: tablea coberturas de chocolate en un limpísimo mármol y ni una gota pareciera salpicarle. Cuenta segundos de cocción, calcula grados centígrados al ojo por ciento, redondea trufas, manipula bombones, chocolate negro viene, chocolate blanco va, decora fresas con una manga y todo queda impecable como cuando comenzó la clase.

Si se es un espectador un poco incrédulo, lo más probable es que se piense que por detrás de todo ese montaje hay un equipo de producción que limpia, lava, edita y corta. Eso, y sólo eso, explicaría la perfección de esas impolutas mesadas televisivas. Pero no, cuando uno observa una demostración en vivo del chef José Ramón Castillo -como pude hacerlo en el evento Otro Sabor 2010 en Medellín- se encuentra con un simpático cocinero que, además, responde preguntas y hace chistes sin regar ni una pizca de chocolate. 
xSus cualidades como comunicador, aparte de su probado currículo como chocolatero, le han dado la oportunidad de conducir tres programas en elgourmet.com: Xocolatl, Cacao y, desde este mes, La ruta del cacao.

Apenas en el inicio de sus treinta, José Ramón ya ha recibido importantes galardones. Durante sus estudios en España ganó el título de Joven Cocinero de Catalunya, que le convirtió en el primer chef mexicano en ganar esta competencia. Pero, contra todo pronóstico, también es profeta en su tierra. Recientemente la editorial Larousse lo incluyó entre Los Top Chefs de México, tiene una cadena de chocolaterías llamadas Qué Bo! (que bueno en catalán), que son calificadas como "joyerías del chocolate" y viaja por toda América Latina haciendo demostraciones en congresos, exposiciones y foros.

"Antes de estar en la TV yo ya tenía casi cinco años de maestro de escuela, eso te ayuda mucho, pero, sobre todo, ayuda estar muy bien informado, pensar qué es realmente interesante y qué es lo que busca la gente, aprenderlo todo sobre el producto que trabajas... lo importante es hacerle ver a la gente que preparar chocolate no es tan difícil".

Lo logra. Después de una demostración de casi dos horas salgo convencida de que puedo preparar, aunque sea, unas fresas con esmoquin de chocolate y sorprender a todos en mi casa.

Él, por su parte, responde pacientemente a todas las preguntas que le hace el público y hace gala de su conocimiento: manipulación, presentación, empaque... Conoce todo el proceso y, además, le agrega una pizca de mercadeo bien balanceada.

"Yo estoy tratando, desde hace más de dos años, de hacer una chocolatería latinoamericana evolutiva; si voy a Venezuela voy a hacer un bombón de parchita, otro cremoso de cocuy y utilizaré productos que sólo estén in situ & mi idea es empezar a mover, entre los países que visito, la conciencia de que lo mejor es probar lo propio, dejar de consumir lo de los intermediarios, ir directo al productor. El día que nosotros creamos que lo que sale de nuestra tierra es lo mejor, ese día habrá una evolución en nuestra gastronomía".

En sus chocolaterías los sabores en el mostrador dan cuenta de esta filosofía. Barras de chocolate de agua de limón con chía, de curry, de azafrán con amaranto, bombones de mole poblano, tascalate y tamarindo son parte del catálogo.

En la pantalla chica
"Chocodiva" le dicen por su papel de estrella de la televisión. A sus alumnos y asistentes de Qué Bo! les llaman los "Oompa Loompa" (en alusión a Willy Wonka y la fábrica de chocolate). Disfruta ser reconocido y que la gente haga colas para pedirle un autógrafo.

"Del canal (elgourmet.com) estoy enamorado, es un sueño estar dentro, me ha dado una gran arma: tener peso en la opinión pública a nivel internacional, herramienta que puede manipularse para obtener cosas positivas".

Sobre su nuevo programa, estrenado recientemente, explica: "Es la primera vez que el canal me da la oportunidad de viajar, no me van a ver cocinar, no me van a ver moviendo el chocolate sino como presentador& es una gran apuesta".

La primera parada de La ruta del cacao es México y ya tienen programado grabar en Colombia y Ecuador.

"Es una responsabilidad mostrar mi propio país& vamos a mostrar el cacao, los varietales que se dan en México, la enfermedad de la monilia que está acabando con el cacao mexicano, los diferentes procedimientos de elaboración del chocolate, la cocina con cacao y vamos a visitar los sitios más representativos -Tabasco, Chiapas, Oaxaca y terminamos en Ciudad de México".

"El programa es educativo -aclara-, no es para aprender a hacer chocolate, sino para que entiendan cómo debemos manipularlo, sus procesos, conocer el chocolate desde el grano hasta el producto terminado".

En vivo Próximamente el chef chocolatero José Ramón Castillo visitará Venezuela. Formará parte del 6to. Expo-congreso Enograstronómico Trilogía en Fusión, a celebrarse en la ciudad de Valencia del jueves 7 al domingo 10 de octubre.

El sábado 9 estará dando una clase- demostración de chocolatería mexicana para estudiantes e interesados (hace falta reservar cupo). Más información en el site www.trilogiaenfusion.com 

Otro Sabor 2010 La ciudad de Medellín fue el escenario del encuentro gastronómico Otro Sabor 2010, organizado por la Facultad de Gastronomía y Cocina Profesional de la Colegiatura Colombiana con el patrocinio de la Alcaldía de Medellín y de la empresa privada.


Este evento, que ya celebra su tercera edición, reúne empresarios, reconocidas marcas, pequeños emprendedores, estudiantes de cocina, sibaritas, periodistas y reconocidos chefs con la gastronomía como excusa.

Tres pabellones abrigaron a los cientos de espectadores, quienes visitaron la exposición de productos, acudieron a charlas y discusiones alrededor de la gastronomía o se sentaron bajo el hermoso techo del orquidiario del Jardín Botánico de Medellín a tomar nota en las clases de cocina al aire libre.

Otro Sabor 2010 fue una fiesta de la gastronomía colombiana que combina el saber académico, el impulso al pequeño empresario y la divulgación de los sabores propios.

José Ramón Castillo, el chef chocolatero de elgourmet.com fue uno de los invitados especiales. Cada demostración que hizo en la cocina al aire libre (unas seis clases magistrales) reunió a decenas de espectadores que guardaron su puesto incluso bajo la lluvia para ver cocinar en vivo al chocolatero de la pantalla chica.

Hicimos la fila para probar una trufa de "guaro" (aguardiente antiquoeño), pero fue imposible: las multitudes se agolparon a probar a qué sabe el chocolate mexicano en plena evolución.

domingo, 26 de septiembre de 2010

Delicias de fin de semana en Mérida



Normalmente no escribiría de un restaurante en el que no he estado, pero este comedor tiene un sello de garantÌa (casi Norven) que es la cocina de Diana Garrido.
No lo conozco porque acaba de abrir -y además queda a unas cuantas de horas de mi casa- pero espero visitarlo en diciembre y contarles con detalles mi experiencia.
Diana, que decidió sabiamente salir huyendo de Caracas y  volver a su mérida natal, abrió desde el pasado viernes las puertas de su casa pero convertida en restaurante de fin de semana.
Son apenas dos mesitas, una zona para compartir una picada y  una barra para solitarios por lo que reservar es fundamental.

El 657-trece-catorce, que es su nombre  -y  número de teléfono- abre viernes, sábado  domingo medio turno.

Como  ya les he contado en una nota anterior, Diana Garrido es arquitecta de profesión pero se entregó totalmente a la cocina y está ocupada en darle a cada detalle su debida importancia: hay  menú para vegetarianos, para niños, hay  descorche para los que prefieren llevar su botella de vino  y si se solicita con tiempo puede preparar los platos bajos en sal o azúcar.

Les cuento del menú que es lo más importante: Diana es mitad argentina-mitad merideña   y adora los sabores orientales por lo que estos mundos se encuentran en su carta. Les dejo unos ejemplos de los platos que podrán encontrar (aunque la promesa es que cambiarán el menú mensualmente): (entrada) antipasto de vegetales ahumados, chutney de frutas de estación y queso fresco en chimichurri argentino, con pan de auyama de la casa.

Entre lo principales : Carne fría al estilo chino con salsa fresca, arroz jazmín y ensalada de pepinos semideshidratados , Bastilla de pollo (pastel de pollo y almendras en sofrito de cúrcuma y azafrán en masa philo), acompañado con mézclum de lechugas orgánicas y cebollas a la naranja o ceviche de curvina con tamarindo chino, ají dulce frito, y menta fresca acompañado de chips de batata y ensalada mediterránea

A mi me encantan sus chutneys y. sus postres. Ahorita tiene un bizcochuelo de té verde con tope de glacé de parchita, acompañado con granadilla fresca ¡que promete!

Si vive o está de paso por Mérida... vaya y pruebe.

Dirección: Urbanización Doña Imita, casa #34, El Arenal, Sector La Vega de San Antonio, a solo 10 minutos de Mérida VÌa Tabay.
El mapita para llegar

Otros servicios:
Estacionamiento privado
No tienen puntos de venta de ningun tipo
-Tienen  carta de vinos (trabajamos con vinos argentinos, chilenos y australianos)

Para contactarlos:

Diana Garrido

0414-746.02.61

0274-657.13.14 (657-trece-catorce)

A través de este e-mail o del siguiente: restaurant657trececatorce@gmail.com 

domingo, 19 de septiembre de 2010

Entre gustos y sabores: Un libro para comérselo

Hace unos días comentaba con un amigo (Rubén de El fogón creativo) que nuestra gastronomía es tan amplia, que si probáramos un plato distinto cada día podría tomarnos más de un año.
El libro rojo de Armando Scannone es una buena muestra de ello y ahora que leo Entre gustos y sabores, costumbres gastronómicas de Venezuela, la publicación más reciente del investigador Rafael Cartay, no me queda ninguna duda.

Este libro, editado por la Fundación Bigott, es un viaje por nuestra geografía que además ofrece un registro pormenorizado de las tradiciones culinarias de cada uno de lo estados venezolanos.

Leerlo me produce una mezcla de asombro, envidia y ganas de salir a recorrer mi país para comérmelo todo.

Alfabéticamente este libro presenta el recorrido gastronómico de Cartay por  cada uno de los estados ofreciendo datos históricos, geográficos y socio-economicos colocando en contexto las costumbres de cada región.

De cada estado hay una receta emblemática (de las cuales debo admitir que tristemente he probado muy pocas), anécdotas del autor, apartados dedicados a ingredientes que dicen mucho de la región y ni hablar de las fotos de Nelson Garrido que ilustran a la perfección lo mucho que hay que decir sobre gastronomia en este país.

Confieso que no he comido: ni la sopa de frijol bayo (de Guárico), ni el sancocho de morocoto (del Delta), ni el picadillo (de Barinas) ni el selce coriano (Falcón)... ¡qué tarea! hay tanto por probar y conocer.
Por ahora tengo esta maravilla de libro, que junto a la guía de Valentina Quintero, me lo pienso llevar bajo el brazo la próxima vez que salga a pasear por Venezuela. ¡Gracias!



viernes, 20 de agosto de 2010

Otros sabores, otras palabras, otro mundo!

Hoy es apenas el primer día del encuentro gastronómico Otro Sabor 2010 y estoy como si llevara 3 días sin parar en Medellín. Debo detenerme a procesar tanta información, tantos nuevos sabores, nuevas caras y nuevas ideas.
Desde la hermosa locación en la que se celebra este evento, el entusiasmo y amabilidad con el que nos reciben, la cantidad de gente creando, el trabajo mancomunado de la academia, la empresa privada y el gobierno local... todo, me tiene encantada.
En Otro Sabor no hay mucho espacio para el descanso, donde voltee hay cosas que ver, probar, aprender.
Los pabellones ofrecen opciones para todos los gustos: charlas, clases, demostraciones, expositores, baile y por supuesto degustaciones.
¿Lo que más disfruté de este primer día? las clases de cocina dictadas por Maura Orjuela (colombiana, oriunda de la costa del pacífico), cocinera y promotora cultural empeñada en rescatar los sabores gastronómicos y tradiciones culturales de sus ancestros, actriz, folclorista, etc, etc
Con sus 72 años Maura cocinó, bailó, echó chistes, cantó y logró que me contagiara de su energía a tal punto  que estoy soñando en volver a mi casa y cocinarle a mi esposo un Revolcao´ de Toyo  con Arañiles de plátano.
Igualmente disfruté "supremamente"  la clase impartida por el chocolatero José Ramón Castillo de elgourmet.com quien me dejó sorprendida por su capacidad pedagógica, su conocimiento del chocolate y su generosidad con el público a quienes respondió cada una de las preguntas.
Este chef dió tips de manipulación, presentación, cocción, empaque y todo lo que quisimos saber sobre el chocolate.
Excelente primer día!








miércoles, 18 de agosto de 2010

La comensal se internacionaliza

Viajar  y comer son dos de los más grandes placeres de la vida...y si además el viaje es única y exclusivamente para aprender, degustar, conocer y sumergirse en la gastronomía de otro país... mejor aún.

El destino es Colombia y el evento al que he tenido la suerte de ser invitada es Otro Sabor 2010, un encuentro gastronómico que ya va por su tercera edición  y que se celebrará desde este viernes 20 hasta el domingo 22 de agosto en el Jardín Botánico de Medellín.

Organizado por la Colegiatura Colombiana y su  Facultad de Gastronomía y Cocina Profesional, con el apoyo de organizaciones públicas y privadas este es un evento que promete y mucho.

Es aparte de un encuentro académico en el que se expondrán los aportes del viejo mundo a la gastronomía colombiana (España y El Líbano serán los países invitados) un espacio para la convergencia de los sabores tradicionales de ese país.

Pabellones para aprender, pabellones para probar, y un jardín completo para disfrutar.

Ya estuve en una ocasión en Medellín y comí muy rico. Estuve también en Bogotá e hice una breve reseña sobre mis impresiones de la gastronomía colombiana en este blog pero ahora prometo una amplia cobertura de lo que llamaremos en adelante: ¡Un viaje por la paz y la buena comida!

¡Lo que Dios y los fogones unen que las relaciones diplomáticas no lo separen! 

Más sobre Otro Sabor 2010 en twitter. Sígalos en @otrosabor

jueves, 24 de junio de 2010

Currunchete para San Juán

Hoy es el día del currunchete o curruchete. Este dulce es otra tradición andina en peligro de extinción que se mantiene en mi familia gracias a que mi madre y mis tías lo preparan religosamente para celebrar el día de San Juan.
Esta dulcísima preparación se consume en la zona de los andes en el mes de junio, dicen, que porque es el mes del periodo de lluvias ( y en alguna zonas de las nevadas) y el currunchete es rico en calorías y su dulzura aligera el frío. 
Para la época en que lo hacían mis tías abuelas por allá por Jajó (el pueblo natal de mi mamá) seguro ayudaba a aplacar el frío. Actualmente en Valera y en esta calurosa Caracas, lo comemos por disfrute, memoria y tradición.
Según el diccionario de cocina venezolana de Rafael Cartay, el "currunchete" o "curruchete" "es un dulce caliente andino que se hace con papelón (hervido hasta llegar a una miel)  huevos batidos (las claras y las yemas batidas separadamente y luego unidas). Luego se agrega pan duro cortado en cuadritos para impregnarlo de la miel de panela y más tarde los cuadritos de queso blanco semiduro. Se retira del fuego, se le añade licor o aguardiente y se revuelve antes de servirlo. Debe comerse caliente pues el queso se endurece al enfriarse."
Según la receta de mi madre, el currunchete no lleva huevos, pero las recetas cambian de familia en familia. Por ahí leí que algunos le agregan cambur, otros el pan rallado, otros pan dulce y otros sólo lo sirven en tacitas de peltre, en fin... tiene sus variaciones pero como sea, caliente el alma y endulza bastante este feriado.

lunes, 21 de junio de 2010

El café del establo: criollo gourmet en La Unión

Para mi el sector de La Unión es un laberinto que visito siempre un poco a ciegas, cruzando los dedos  y ligando no aterrizar por alguna razón en Turgüa. Sin embargo, cuando me hablaron de este lugar ubicado en las intalaciones del club de equitación Hiparión, decidi aventurarme una vez más por esa zona, tan llena de verde y floridos invernaderos como de riquisimas cachapas con pernil.
Efectivamente en El café del establo (asi se llama el lugar en cuestión) se sirven cachapas. Hay una en particular que merece ser reseñada en "Man vs Food": la triple (cachapa rellena de queso telita, pernil  ytajadas) una proeza para personas con apetito furioso.
El lugar, con unas 10 mesitas de plástico y una estética rústica como de carretera, no dice mucho de las maravillas que pueden encontrarse en esa carta.
Si usted va por un desayuno dominical efectivamente puede comerse un abundante y sabroso desayuno criollo con 2 arepas, carne mechada, caraotas, queso rayado, perico y nata, pero también puede pedir un fondue criollo de quesos telita y guayanes acompañado de mini arepitas fritas, bolitas de platano y taquitos de cachapa.
La promesa es "Cocina Mantuana" (1) y paso a enumerarles algunos de los platos principales del menú:
  • Bollos pelones hechos con masa de plátano maduro rellenos con guiso de pollo, carne mechada y/o asado negro (sirven 3 y se pueden pedir de diferentes sabores)
  • Asado negro
  • Pastel de chucho
  • Polvorosa de pollo
  • Raviolis rellenos de plátano maduro en salsa de quesos criollos.
  • Agnelottis rellenos de asado negro en sala de reducción de ají dulce y pimentón rojo. 
Como fuimos 4 personas pedimos casi todos estos principales y una super jarra de papelón con limón que estaba perfecta.  Ofrecen también una degustación mantuana que incluye una versión mini de casi todos los platos mencionados anteriormente y por lo que pude ver alcanza para varios. 

Los viernes en la noche ponen musiquita en vivo y se pueden probar especialidades distintas acompañadas de ricos vinos:

Pavo a la Parchita
Pechuga de Pavo con una salsa de zanahorias y cebollas moradas a la parchita, acompañado con puré de batatas rojas.
 
Asado del Establo
Una versión de la casa del conocido Asado Negro. Asado de Res, con una salsa de reducción de vino tinto y papelón, con cebollas moradas, zanahoria y champiñones; acompañado con puré de papas

Lo bueno:
Hay un parquecito para los niños,  es un lugar fresco y acogedor
Lo muy bueno:
La comida y los precios

Lo regular
El tamaño exagerado de las raciones
Lo malo
Que me quede tan lejos, No aceptan cesta tickets

PD: Este es el propio lugar para llevar a comer a un extranjero y que se lleve una idea bastante clara de los sabores criollos gourmet sin quedar en la bancarrota. No huele a caballo, por lo menos no el día que fui.

Carretera La Unión, Sector el Otro Lado. Club de Equitación Hiparión.  La Unión  
(Mapa en el sitio web del café) 
  • Lunes
    Cerrado
  • Martes a Domingo
    9:00 am a 5:00 pm
  • Viernes
    Cenas 7:00 a 10:00 pm

Telefono: 

+58 (212) 963.3255



(1) El prof Armando Scannone en el libro "Nuestra cultura gastronómia: origen, influencias y mestizajes" dice que llamar cocina o comida mantuana a los platos de gran calidad gastronómica que se supone se servía en las casas de familias mantuanas durante la colonia y hasta finales del siglo XIX es un absurdo. La cocina y comida en Caracas, comienza a conformarse con cierta calidad como cocina criolla o del criollo sólo hasta finales del siglo XIX. 


En la cocina de los mantuanos por lo que apuntan los cronistas de la época (reseñados en Historia de la alimentación en Venezuela de José Rafael Lovera) no se comía rico ni saludable. Esas maravillas que hoy se sirven bajo ese nombre son de más reciente data... comida criolla y urbana.

domingo, 6 de junio de 2010

Dulce merienda en el centro de Caracas

La pastelería Mar Bel de la familia Fernández tiene más de 50 años especializándose en la dulcería. La busqué mucho hace algunas semanas cuando leí sobre ellos en el  diario El Mundo y finalmente, casi por azar, la encontré. 
Famosos por los turrones de coco, fruta, chocolate y yema y los muñecos de mazapán que venden en navidad, decidí no esperar hasta diciembre sino acercarme cualquier día de semana y me encantó.
Me atendió el Sr, Miguel Fernández con una sonrisa y un buen humor que ya quisiera uno se contagiara a todos los transeúntes que circulan a esa hora por la Av urdaneta.
El placer y orgullo de la gente que trabaja haciendo lo que le gusta es algo que se nota.
Probé dulces tradicionales de la madre patria como el tocinillo del cielo, y los polvorones. Pero aproveché y me llevé a casa dulcitos de guanábana y torta borracha.
Los pastelitos de manzana, de coco, lenguas de suegra, cannoli de chocolate rellenos de crema chantilly y unas pastas secas fresquísimas son el delirio de muchos. Lo que extrañé: una máquina de café para acompañar el polvorón con un "con leche" y el punto de venta para pagar con tarjeta.
Una pastelería fina con tanta tradición es como una joya. No hay leche descremada ni Splenda, si va a entrar a Mar Bel es a endulzarse la vida sin remordimientos.
Dirección Abanico a Canónigos. Edificio Juyomar, local B. Altagracia.
Lunes a sábado

Horario 8:30 - 2:00PM
             3:30 a 7:00 PM
Para llegar sin perderse, tome la Avenida Urdaneta en dirección este-oeste, y justo donde se encuentra ubicado el Banco Mercantil, (esq. La pelota) cruce a la derecha y suba dos cuadras llaneras. El local está en la acera derecha. Teléfono: 561.6237
 Otras reseñas sobre Mar Bel que pueden darles más datos sobre el turrón y el mazapán que allí se elaboran.
Polvorones, mazapán y turrón artesanal en Caracas
Dulce Memorabilia

lunes, 31 de mayo de 2010

Sobrevivir a un mal servicio

Visitar un restaurante en Venezuela y tener una mala experiencia con el servicio no es nada extraño.
Tiempos de espera demasiado largos, mesoneros que desaparecen o que por el contrario aturden al cliente. Peticiones que no son atendidas o que son completamente desvirtuadas por falta de atención, son el plato fijo del menú.
El problema además no se restringe a una cuestión de costos, desde el más elegante y costoso hasta el más sencillo de los restaurantes sufren del mismo mal. "Todo el tema se puede resumir en una sola palabra: profesionalismo", señala Héctor Soucy, chef y asesor gastronómico.
"La función de maitre o capitán de mesoneros requiere de una formación como en cualquier otra profesión, en el país la capacitación de los mesoneros es totalmente empírica", subraya Soucy.
"En países con vocación turística y en aquellos con crisis de empleo para las nuevas generaciones saber servir es una profesión exitosa. En algunos restaurantes de Caracas, los mesoneros ganan igual o más que un ingeniero o un médico recién graduado", responde por su parte el profesor Alberto Soria, gastrónomo.
¿Pero cómo podemos calificar y exigir un buen servicio? "Hay normas básicas, explica Vladimir Viloria, experto en vinos -uno debe exigir y reclamar con propiedad que todo funcione bien, la limpieza del lugar, de los baños, el nivel de volumen de la música, las bebidas a la temperatura correcta, todo eso hace que la experiencia sea más agradable".
"Un buen servicio es aquel en el que todo funciona a la perfección y uno ni ve a los mesoneros", opina Soucy.
Por su parte Armando Scannone, gastrónomo compilador de recetas venezolanas, asegura que "la mejor manera de hacer un reclamo es suavemente y sin ofender porque el cliente siempre debe tener la razón pero mientras mejor sustentados estén nuestros reclamos mejor aún".
"El servicio es vital para el éxito o fracaso del negocio. Un mal servicio ahuyenta más comensales que una cocina errática", asegura Alberto Soria. "En el negocio de los restaurantes el cliente no es quien come allí una vez, sino quien lo hace con frecuencia y recomienda su experiencia a sus amigos. Eso lo logra la cocina si el servicio la ayuda".
La formación del personal también debe ser del interés del dueño del restaurante. En Venezuela hay escuelas hoteleras y de turismo que ofrecen cursos de capacitación, e incluso el INCE ofrecía talleres para mesoneros, camareros, recepcionistas y personal asociado a hoteles y restaurantes.
"No hay escuelas asequibles para todo público", explica José Rafael Lovera, historiador y director del Centro de Estudios Gastronómicos (CEGA), "nosotros damos cursos de etiqueta y servicio a la mesa a los que aprenden a cocinar aquí".
Para el profesor Lovera la clave está en que los emprendedores y dueños de restaurantes soliciten asesoría a gente que conozca la materia. "Nosotros tenemos planificado un curso para mesoneros pero nunca lo hemos puesto en marcha porque hemos estado concentrados en otras cosas, pero si no los solicitan podemos diseñarlo".
Cuán servicial, puntual y oportuno sea el mesonero se califica a la hora de evaluar un buen servicio pero también es fundamental una buena presencia.
"Ignorancia, escaso interés por satisfacer las necesidades del cliente y que los clientes no protestan demasiado son algunas de las razones del mal servicio", explica Soria. Así que comience por protestar.

PD: Rescaté esta nota del baúl de los recuerdos (la escribí cuando trabajaba en El Universal) y como la encontré perfectamente vigente, decidí publicarla en este Diario.

sábado, 22 de mayo de 2010

La mesa en la gran pantalla



El pasado miércoles 19 de mayo, en la terraza de Yamin Gourmet, los reconocidos periodistas y críticos de cine Alfonso Molina, Rodolfo Izaguirre y Bernardo Rotundo como moderador, se sentaron a conversar con los presentes sobre Cine y culinaria.
El conversatorio fue un disfrute. En especial el aporte jocoso y muy inteligente del señor Rodolfo Izaguirre que nos hizo emocionar, reir y recordar con su singular recuento de escenas y películas en las que la comida, la bebida, alguna mesa o cocina estuvo involucrada o simplemente en foco.

Por su parte, el recuento de 14 películas en las que la gastronomía es el eje fundamental de la historia, presentado por Alfonso Molina me dejó con muchas ganas de ver algunas (que quiero ver desde hace mucho tiempo pero nunca consigo): Comer, beber y amar (de Ang Lee), Bella Martha (de Sandra Nettelbeck), Estómago (de Marcos Jorge) y Bottle Schock (de Randall Miller).
Ambos especialistas (Molina e Izaguirre) coincidieron en que la cena más inolvidable de la cinematografía -hasta el momento- es la filmada y protagonizada por Charles Chaplin en La quimera de Oro, cuando su personaje Charlotte se sienta a comer uno de sus zapatos.
Efectivamente hay escenas y películas que dan mucha hambre, que son contagiosas, que te dejan con ganas de probar exactamente el mismo menú.
La de Chaplin en La Quimera de Oro no es una de ellas... pero dice tanto de una época, de su gente y de esa quimera que es absolutamente magistral.

Aqui va la lista completa de películas recomendada por Alfonso Molina para los amantes del cine y la culinaria:
La quimera de Oro
El festín de Babette
Como agua para chocolate
Woman on top
Vatel
Comer, beber y amar
Chocolat
Sideways (Entre copas)
Ratatouille
Julie & Julia
Bella Martha
Estómago
Bottle Schock
A mi me gusta

Foto del conversatorio: Tomada del Facebook del Circuito Gran cine. ¡Gracias!

Otras reseñas que pueden interesarte...

Related Posts with Thumbnails